Dib Ashur: “Todavía no entramos en la parte más compleja y abril va a ser un mes realmente de alto impacto”

A Roberto Dib Ashur, ministro de Economía de Salta, le toca una de las tareas más complejas en esta pandemia.

Tratar de que las medidas que se tomaron para superar esta crisis tengan el menor impacto posible en las personas. Sin embargo, el funcionario advierte que la situación se “va profundizando” y que atender esta pandemia “está teniendo un impacto fortísimo en todas las jurisdicciones”. 
Morigerar la caída en la recaudación que tendrá la Provincia por este parate en algunas actividades será clave para evitar que la pobreza, la desocupación y el trabajo en negro crezcan, creando más desprotección a una sociedad que sigue siendo duramente castigada.
La deuda también será un duro escollo. La Provincia debe renegociar sus vencimientos de deuda en pesos y en dólares, quizás esta última es la que más preocupa. “La línea de los servicios de la deuda es el doble que la del año pasado y un contexto mucho más complejo”, expresó Dib Ashur.
Pese a la compleja situación económica que deberá enfrentar el país y las provincias, el ministro sostiene que el aislamiento es la mejor elección porque hay que cuidar la vida de las personas. “Nosotros haremos todo lo posible por palear esta situación y que afecte de la menor manera a cada uno de los sectores por eso hemos dividido por sector para encarar las ayudas por ese lugar”, dijo.

Personalmente, ¿cómo está atravesando este momento? ¿Y está realizando la cuarentena? 
Durante este tiempo hacemos trabajo de casa. Eventualmente me toca salir, pero salgo y tomando todos los recaudos que pueda. Es muy importante quedarse en casa, nosotros debemos evitar salir. Aquellos que tengan extrema necesidad de salir, les agradecemos su labor, aquellos que forman parte del personal de salud, de seguridad y los que tienen que proveernos los bienes y servicios para poder sobrellevar esta pandemia que es muy grave. Es muy grave lo que está pasando a nivel global, y nosotros tenemos un alto riesgo en Salta y en Argentina y por lo tanto este parate económico y de actividades tiene un alto costo, pero es para cuidar vidas; por lo tanto, a aquellas personas que no se dan cuenta de ello, les pedimos que lo hagan y que si salen pueden llevar el virus a su casa y perjudicar a sus seres queridos. Así que, es muy importante quedarse en la casa.

¿Pudieron cuantificar el costo de esta cuarentena?
Esto se va profundizando, es día a día. Hace un par de días tuvimos una teleconferencia con todos los ministros de Economía y con autoridades del Ministerio del Interior, buscando una propuesta y una salida a la situación de marzo. Porque en abril tendremos que volver a juntarnos y volver a plantear nuevamente la situación. Son miles de millones de pesos que implica la caída de la recaudación, los gastos y las inversiones que tienen que ir destinadas a atender la pandemia. La verdad que está teniendo un impacto fortísimo en todas las jurisdicciones, en todas, y la Argentina va a sufrir una caída del producto bruto importante, puede llegar a ser uno o dos puntos más de caída del PBI. La verdad que hacer una estimación sobre cuánto va a ser el costo es muy difícil porque yo estimo que esto se va a profundizar. Veo que todavía no entramos en la parte más compleja y abril va a ser un mes realmente de alto impacto en las actividades económicas, es por eso que sabiendo esta situación planteamos distintas medidas y hemos hecho distintos pedidos a la Nación. 
Nosotros en Salta nos hemos juntado con el Consejo Económico y Social, con los legisladores y los intendentes para evaluar esta situación entre todos y hemos tomado los pedidos de cada sector y a partir de ahí le he propuesto a Nación que nos pueda dar algunas ayudas que son de la órbita nacional y las que pueden ser de la órbita provincial, intentamos nosotros también atenderlas.

¿Qué propuestas hicieron? 
A la Nación, es un pedido de la sociedad salteña, de las autoridades y los empresarios. En primer lugar, los recursos para atender la pandemia en cada jurisdicción. En segundo lugar, para atender a la población. A partir de ahí llegar con distintas medidas a cada sector. En tercer lugar, una ayuda fiscal para atender esta situación particular, desde el pago de los salarios, los servicios y la atención de los servicios esenciales del Estado, en este caso salud y seguridad. Las medidas las podemos dividir en varias partes: salariales, sociales, de actividades económicas, de control de precios, fiscales y de servicios públicos.

Recién dijo que esta situación se va a profundizar. ¿Piensa que se va a extender el plazo del aislamiento social?
La verdad es que el tema de la cuarentena es hasta la fecha que hemos planteado; yo lo que digo es que la actividad económica no va a ser normal en abril, estoy convencido de eso, lo que sí sé es que nosotros tenemos que tomar medidas para paliar esta situación. La situación es grave, tenemos las salidas que estamos encontrando juntos con Nación y las provincias y con cada uno de los sectores de la sociedad para poder sobrellevarla. Este esfuerzo que está haciendo la sociedad es, justamente, para cuidarnos, por eso las personas que están saliendo a la calle sin motivo determinado, esas personas de verdad deben volver a sus casas. No están teniendo conciencia, están siendo muy irresponsables, muy insensatos. Entonces, les pedimos que si todos los argentinos y los salteños estamos haciendo un gran esfuerzo económico y de vida el aislamiento es fundamental.

Esta crisis sanitaria fue justo cuando la Provincia estaba renegociando la deuda. ¿En qué instancia están esas negociaciones o cómo continúan?
Nosotros tenemos deuda y a una parte la hemos renegociado y ya hemos firmado. Otra parte que queda en pesos, habíamos ido a visitar a la Anses con el gobernador (Gustavo Sáenz), estuvimos con (Alejandro) Vanoli (titular de la Anses) y, lógicamente, todas las provincias argentinas han solicitado lo mismo, porque de verdad que los vencimientos que tienen son muy difíciles de cumplir. Con respecto a la deuda en dólares, nosotros también vamos a insistir en los próximos días en tener la posibilidad de renegociarla. Los contextos van cambiando y la verdad que el mundo va cambiando día a día, con lo cual todo esto dificulta la situación, pero entendemos que tenemos que seguir insistiendo con la estrategia porque la Provincia enfrenta un presupuesto donde la línea de los servicios de la deuda es el doble que la del año pasado y un contexto mucho más complejo que el año pasado. 
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, había anunciado la autorización a las empresas a no pagar sueldos por cuatro meses a sus empleados, finalmente dio marcha atrás, pero puso en la mesa una discusión que se va a tener que dar en el futuro. 

¿Tienen miedo que esta crisis agrave la pobreza y el desempleo?
Yo no tengo dudas de que esto va a traer consecuencias en la economía y en la parte social y en el entramado empresarial. Esto va a tener un costo, ya está teniendo un costo. Lo que sí sabemos nosotros es que estamos aplicando y encontramos las herramientas para poder sobrellevarlo y poder encarar lo que viene. Lo estamos haciendo, estamos de verdad con una agenda muy activa en la búsqueda de los recursos y en la eficiencia del gasto más que nunca. Entendemos que el camino es estar unidos y buscando las alternativas. Hoy la verdad que lo que encontramos es en cada uno de los sectores respuestas para encarar esta situación. Hoy no encuentro diferencias ni políticas ni de ningún tipo en Argentina, cosa que facilita el diálogo y encuentra soluciones conjuntas. Hemos tenido respuestas de Nación y esperamos seguir teniéndolas y todos los ministros juntos estamos presentando distintas estrategias que se irán conociendo a medida que vayan pasando los días. La primera es un ATN (aportes del Tesoro Nacional) que hemos solicitado a la Nación y esperamos que lo aporte el Tesoro Nacional, que es parte y está en la ley y les corresponde a las provincias y que nosotros tenemos intención de que nos ayude a todas las provincias a atravesar las primeras inversiones de la pandemia y que nos ayude también a atender la caída de la recaudación para tener servicios esenciales. Hay posturas diferentes a cómo se debe atravesar esta pandemia. Unos advierten que no se debe parar la economía y otras, como es el caso del país, a realizar un control más estricto. 

¿En qué punto se para usted?
Yo estoy totalmente de acuerdo en que las personas tienen que estar en casa, y a partir de ahí todo lo que podamos hacer en materia económica es bienvenido, pero en casa. Yo sé que muchos no pueden trabajar desde sus hogares y que eso realmente ocasiona un debilitamiento de las economías de cada hogar, sin lugar a dudas que es así pero esto es muy grave, entonces si no nos cuidamos de verdad podemos perjudicar la vida de nuestra casa y de nuestros vecinos. Por lo tanto, yo creo que hoy vale más la vida que cualquier otro tipo de cuestiones. Nosotros haremos todo lo posible para paliar esta situación y que afecte de la menor manera a cada uno de los sectores, por eso hemos dividido por sector para encarar las ayudas por ese lugar. 

¿Hay algún sector dentro de la economía que se haya resentido aún más?
Sí, aquellos que tienen mucha mano de obra y que tienen que ir a sus empresas y no pueden producir porque están parados. Esos deben estar sufriendo mucho. Después, el trabajador que la gana día a día y no puede salir, ese también está sufriendo mucho. Hay otros que están un poco más protegidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *